Extraordinario hacer un asado el fin de semana, por eso, si eres de los que están en la onda fitness, pero no te quieres perder el plan, te damos algunas recomendaciones para que no te prives de las delicias que ofrece una suculenta parrilla. ¡Te recomendamos!

 

  • Elige cortes de carne magros. Por su bajo contenido en grasa, además de cuidar tu peso, se convierten en aliados de tu salud. Por ejemplo: Opta por el lomo y el solomillo o vísceras como el hígado.

  • Evita los embutidos, en cambio, asa una deliciosa porción de pechuga sin piel y pescado. A diferencia de lo que cree la mayoría de personas, la carne roja no es la única opción en un asado. Para preparar una parrilla saludable, también puedes armar pinchos con mariscos, cebolla y tomates.

  • Si en definitiva quieres ofrecer embutidos como parte del menú en tu asado, prefiere las salchichas de pavo o pollo; y compra carne molida sin grasa para hacer carne de hamburguesa. También cambia la papa salada por una al vapor y el arroz por ensalada verde, así no descuidas tu figura y de paso favoreces a una buena digestión.

  • Mientras la carne está lista para picar, ofrece a tus invitados apio, zanahoria, frutos secos y queso.

  • Reemplaza las salsas por aderezos más sanos hechos en casa con ingredientes bajos en calorías y aceite de oliva, cómo la vinagreta, la salsa griega o salsa alioli.

  • Acompaña tu asado con bebidas naturales, la limonada o un jugo estarían perfectos.

Por último, para que tu asado sea todo un éxito, no olvides preparar un buen adobo y cuidar la cocción de la carne. ¡UN PLACER PARA TU VIDA!