Este es uno de los temas favoritos de todos los amantes de la carne, y es que siempre pensamos en la famosa carne marinada, buscamos que la carne sea más deliciosa y jugosa. Cabe aclarar que las carnes que se sumergen en licores, siempre pasan por un proceso de cambios en la fibra de la proteína a esto técnicamente se le llama desnaturalización de la proteína o se rompen las fibras, por eso las carnes se vuelven suaves, blandas y que para nosotros es muy importante saber cuánto tiempo y el proceso a seguir cuando sumergimos en vino, como por ejemplo:

Un bife de cadera sumergido 6 horas con ajo y laurel para dar el sabor del vino a la carne y que la carne quede suave, el vino recomendado para esto es un vino joven que no tenga mucho proceso que hagan que el vino sea costoso pero tampoco usando un vino de mala calidad, de esto depende también que la carne quede deliciosa.

¿Por qué no también hacer una sobre barriga a la pizza? Cocinando la sobrebarriga de res en vino tinto hasta que la carne este blanda, y dividir en porciones para poder asarla y reemplazar la masa de pizza por una deliciosa sobre barriga, o para finalizar esta idea es de una receta que sale de la cultura francesa, como lo es el boeuf bourguignon, un estofado de carne y vino cocinado lentamente con vegetales, los cuales la finalidad es deliciosa y muy cargada de sabor.

En consecuencia, cocinar carne y vino tinto es bueno darle la oportunidad a los sabores que se pueden realzar, la textura que puede tener la carne y lo delicioso que es disfrutar estos platos con nuestra familia o amistades. Te invito con la facilidad de encontrar buenos vinos a muy buen precio y carnes de óptima calidad a disfrutar estos sabores que nos van a cautivar de principio a fin.

Juan Pablo Jaramillo Cardona